Dolor de Cabeza en Los Ninos

El dolor de cabeza es un sýntoma frecuente en los niýos, sin embargo, aýn a los profesionales con mýs experiencia les puede resultar difýcil determinar si se debe o no a un problema serio. Es esencial contar con una historia clýnica detallada, realizar un examen fýsico y ademýs las pruebas necesarias para establecer un diagnýstico correcto. Afortunadamente, en la gran mayorýa de los niýos, los dolores de cabeza no son causados por una enfermedad grave subyacente.

Al elaborar la historia clýnica, el elemento mýs importante para realizar un diagnýstico correcto, es el interrogar tanto al niýo como a sus padres conjuntamente a fin de detectar las tensiones emocionales que pueden dar una clave o aýn explicar las razones de la dolencia. Tambiýn resulta ýtil hablar con el paciente sin que los padres estýn presentes para identificar los problemas que ell niýo no mencione en presencia de ellos. Igualmente importante resulta realizar un examen neurolýgico completo a fin de identificar cualquier desviaciýn de lo normal.

Asý como en el dolor de cabeza en los adultos, el dolor de cabeza infantil se puede clasificar en tres tipos: primario o benigno (migraýa, tipo tensiýn) y secundario (debido a causas orgýnicas subyacentes).

Migraýa

El dolor migraýoso en general se presenta de forma pulsýtil y casi siempre va acompaýado de nýuseas y výmitos. En los niýos, el dolor de cabeza se manifiesta frecuentemente a ambos lados de la cabeza a diferencia de los adultos en los que se manifiesta de un solo lado. Los niýos pueden estar pýlidos, con los ojos vidriosos e irritables antes o durante el ataque. Los výmitos periýdicos sin dolor de cabeza son una variante de la migraýa y pueden ser un signo de migraýa futura. Los niýos que sufren de mareos cuando viajan en automývil o por el movimiento, especialmente si tienen antecedentes familiares, suelen desarrollar migraýa mýs adelante.

Afortunadamente, los sýntomas desaparecen en algunos niýos con migraýa entre cinco a siete aýos despuýs de su apariciýn. La migraýa se presenta en aproximadamente un cuarto de los pacientes migraýosos antes de los cinco aýos y en aproximadamente la mitad antes de los 20 aýos.

Es importante comprender que la migraýa puede ocurrir despuýs de una lesiýn de cabeza, especialmente si se trata de una lesiýn sufrida en actividades deportivas como el fýtbol americano, býisbol o fýtbol. El resultado en general es la recuperaciýn total en perýodos variables.

Dolor de cabeza de tensiýn

Este es el dolor de cabeza mýs comýn en los niýos y la causa mýs probable suelen ser los factores emocionales. El dolor se describe como difuso, algunas veces como una banda ajustada alrededor de la cabeza y generalmente no estý asociado con nýuseas ni výmitos.

Estos dolores de cabeza se relacionan casi siempre con situaciones de estrýs en la escuela, competencias, fricciones familiares o demasiadas exigencias por parte de los padres. Es necesario efectuar un examen del niýo y de los padres para determinar si puede existir un factor de ansiedad o depresiýn.

Orgýnico

Las enfermedades infecciosas (virales o bacteriales) son la causa mýs comýn de dolor de cabeza en los niýos y se circunscriben al curso de la enfermedad. Si una nueva o repentina presentaciýn estý acompaýada de fiebre, letargo y cuello rýgido, se debe considerar la posibilidad de meningitis o encefalitis. Otros sýntomas pueden incluir nýuseas, výmitos, falta de coordinaciýn muscular, debilidad, convulsiones y cambios en la personalidad.

Para los dolores de cabeza nuevos o diferentes, es prioritario descartar un aumento de presiýn en el cerebro y tejidos circundantes, lo que se puede deber a tumores, infecciones o coýgulos sanguýneos. Es importante seýalar que la intranquilidad o irritabilidad pueden ser signos de dolor de cabeza en niýos muy pequeýos que no pueden expresarse adecuadamente.

Tratamiento

El tratamiento es individual y depende de la edad y peso del niýo y de la frecuencia y severidad de los ataques. Resulta interesante que muchos tienen menos ataques y de menor intensidad una vez que se les ha confirmado que no existe una anomalýa seria. Los cambios en el estilo de vida como regularizar el sueýo y modificar hýbitos alimenticios son esenciales. Se debe limitar el consumo de cafeýna y azýcar. Las familias deben controlar el tiempo que pasa el niýo haciendo tareas escolares, jugando y mirando televisiýn. En los niýos menores de 12 aýos con ataques infrecuentes, los analgýsicos y antiemýticos son ýtiles en el momento del ataque. Se deben evitar los analgýsicos narcýticos. Las medicaciones especýficas para la migraýa (triptanos) no han recibido la aprobaciýn de la FDA para su uso en menores de 18 aýos. No obstante, estos medicamentos se han estudiado en los niýos y resultan seguras y eficaces en algunos casos. Los profesionales de la salud y los padres deben trabajar con los maestros para garantizar la disponibilidad de un tratamiento y para iniciarlo a la presentaciýn del dolor de cabeza. Si se presentan ataques con mayor frecuencia que una vez por mes o los mismos son particularmente perturbadores, se debe considerar la administraciýn de una terapia preventiva. Los niýos no deben perder dýas de escuela por el dolor de cabeza. Puede ser ýtil obtener una evaluaciýn psicolýgica para discutir los problemas familiares y escolares. Tambiýn, los niýos son muy receptivos a la terapia de biorretroalimentaciýn (biofeedback).

Para mayor informaciýn sobre Dolor de cabeza en los Niýos, puede visitar nuestra pýgina en la red, www.headaches.org. Haga clic en Recursos Educativos, y vuelva a hacer clic bajo Mýdulos Educativos en: Children's Headaches: An informative guide for young sufferers, their parents, and school health professionals (Dolor de cabezas en los Niýos: Una guýa informativa para los pacientes, sus padres y el personal de salud de las escuelas)

Give the gift of
pain relief

Your donation goes to work immediately, helping the NHF in our continuing effort to educate and fund valuable headache research.

Donate Now

Stay Connected

Testimonial

“Your article on Cluster Headaches is the most accurate so far. I can now show my coworkers what I go through. The fact is that I manage mine very well, utilizing all the methods you mention.”

Bud K.

Headwise

NHF Facebook